lunes, 28 de marzo de 2016

¿Quieres mantenerte siempre arriba en el mercado? El error de Nokia que debes evitar


El ascenso y consolidación indiscutible de Nokia de finales de los noventa a inicios de este siglo llevó a que la compañía produjera más del 40% del total de celulares producidos en el mundo.


Los teléfonos Nokia eran sinónimo de calidad, durabilidad y resistencia.

En internet abundan los memes relacionados a los poderosos teléfonos Nokia.


(Dice batería baja, pero dura unas 24 horas más)

Nokia tenía un objetivo claro y simple, el cual era construir el teléfono más pequeño con la batería más duradera. Lo logró.

Él éxito inicial se debió a que irrumpió en un terreno o mercado no explotado. El centro de investigación y desarrollo de la compañía trabajaba a todo dar dando grandes saltos en la industria.


Todo iba de maravilla para Nokia. La compañía finlandesa fue la responsable de que la economía de su país fuese una de las más prósperas del mundo. Nokia hizo posible lo que el ministro de finanzas, Alexander Stubb, calificara de "milagro económico" (fue la causa de un cuarto del crecimiento económico de Finlandia entre 1998 y 2007).


Todo en Finlandia giraba en torno a Nokia. Las universidades giraban en torno a Nokia, los estudiantes soñaban trabajar en Nokia al graduarse y los contratistas dependían de la compañía.

La compañía no se preocupó en diversificar e innovar. Cuando se acomodaron pensando que tenían la guerra económica ganada, vino un competidor feroz a atacar el mercado en un punto que nadie estaba ocupando. El competidor fue Apple de la mano de Steve Jobs con el lanzamiento del iPhone en 2007.

El iPhone no era pequeño, no era extremadamente resistente y definitivamente no tenía una batería duradera, sus características de teléfono inteligente eran fascinantes... y se vendía a montones. ¿Cómo competir contra eso?

Mika Grundstrom, fue uno de los directores del centro de investigación y desarrollo de Nokia. Tras la irrupción de los teléfonos inteligentes, especialmente el iPhone, afirma tras aquellos acontecimientos: "Las cosas se volvieron más complejas. Ya no estábamos seguros de qué es lo que teníamos que buscar: ¿facilidad de uso?, ¿duración de la batería?, ¿tamaño?".

La caída de Nokia golpeó con dureza la economía de Finlandia. Afirman que el desempleo ronda el 14-15% y actualmente el país se encuentra en una larga recesión.

Por su parte la empresa tuvo que despedir a miles de sus empleados y estando en aprietos fue vendida a Microsoft en 2014. El nombre Nokia desapareció de los aparatos.



Podemos aplicar los principios del Arte de la Guerra a esta situación.

En primer lugar, recordemos un artículo de este blog y específicamente una cita de Sun Tzu que dice;


"Si te encuentras cara a cara con el enemigo, si te adaptas a las circunstancias cambiantes e inventas dispositivos, ¿cómo podría prepararse de antemano para resistir?" #SunTzu #ElArtedelaGuerra

La empresa falló (y el país también) al acomodarse tras los primeros años de triunfo indiscutido de la compañía. El éxito de ayer y de hoy no son garantía del éxito de mañana. Dos elementos son vitales: adaptarse a las circunstancias siempre cambiantes e inventar dispositivos. Nokia no innovó y definitivamente no se adaptó al mercado cambiante. Cuando los teléfonos inteligentes atacaron, los gerentes de la compañía estaban confundidos y sin saber cómo actuar.


"Por lo general, el que ocupa primero el terreno, ocupa la posición más fuerte; el que llega después está debilitado.Por esto, los expertos en el Arte de la Guerra atraen al enemigo al campo de batalla y no se dejan atraer por él." 
#SunTzu #ElArtedelaGuerra

Apple no atacó a Nokia en su terreno, Apple atacó un terreno no ocupado, no vigilado y no explotado. Nokia sí intentó atacar a Apple en el terreno que ésta ya había ocupado, por tanto, aquí ya Apple era fuerte puesto que ocupó el terreno primero y Nokia, débil.

Nunca te acomodes asumiendo que las circunstancias favorables siempre permanecerán así. Siempre habrá un competidor queriendo tomar tu cuota de mercado. Siempre necesitas innovar con ideas nuevas y frescas, es la vía más directa de vencer en la economía.

Y finalmente, prepárate para los tiempos difíciles. Planifica y diversifícate. Siempre adaptándote a las circunstancias cambiantes. Nada es seguro y constante y así como un excelente jugador de ajedrez se anticipa veinticinco jugadas a su oponente, adelántate a los cambios que con certeza vendrán.

Comparte esta entrada con tus contactos. :0)


¿Quieres saber cómo El Arte de la Guerra de Sun Tzu puede ayudarte a elaborar estrategias exitosas para ti como estudiante, profesional liberal, empresario o trabajador independiente? Te dejo un extracto de Sun Tzu y el Arte de la Guerra Económica (puedes adquirir el libro completo desde Amazon)


No hay comentarios

Publicar un comentario

© Oro y Plata Blog de Marco Picón
Maira Gall